Mal partido de nuestras chicas que se quedan sin premio en la Euskal kopa

fuente y fotografía FVB

El título de Euskal Kopa de LF2 viajará hasta Zizur Mayor porque el Osés Construcción se impuso en la final al GDKO Ibaizabal en un partido en el que el dueño de la primera mitad fue el equipo navarro. En la segunda mitad la reacción bizkaina fue extraordinaria recortando hasta los 4 puntos en el tercer cuarto, pero faltó constancia y las navarras remataron la contienda ante el empuje incansable de las de Josema Alcántara.

Estadísticas

Dos equipos que ya se habían visto las caras en esta pretemporada y que ahora se disputaban un título como la Euskal Kopa afrontaban el duelo con toda la intensidad. Entró mejor en partido el Osés Construcciones y como no quería problemas Josema Alcántara enseguida paró el choque con 6-3 y 3 minutos y medio transcurridos. De ese tiempo muerto regresó un GDKO más colaborativo, circulando bien el balón, pero seguía desacertado, pese a las buenas acciones de Cotano, por eso el equipo navarro seguía mandando en el luminoso. La mayor presencia física de las bizkainas obligaba al Ardoi a buscar soluciones exteriores y eso les funcionaba. La acción final de Kosmikes sobre la bocina dejó el 19-12 al final del primer cuarto.

La pívot de las navarras, Diana Cabrera, se manejó bien en la pintura, y otra baza del Ardoi era jugar en velocidad. Por su parte, el GDKO siguió apostando por el juego más elaborado y posesiones más largas, pero sin llegar a buen puerto muchas de ellas. De momento, la ventaja favorecía al Osés Construcciones (24-14, min. 14). En esos márgenes de +10 se manejó el segundo capítulo. El triple de Cases Rey junto al de Paula Marcos disparó la ventaja de las de Zizur Mayor hasta el 36-20 del descanso.

Ibaizabal necesitaba mejorar su porcentajes de tiro, especialmente de 2 puntos (5/20), si quería tener opciones de triunfo, o al menos de disputarle la victoria final del Osés Construcciones. Alternar defensas, controlar el rebote, correr y conectar con Ferris fue el planteamiento novedoso de las de Galdakao. La dinámica de las bizkainas ya era otra. Entraron los triples, equilibraron su juego y el parcial fue de 0-11. El Ardoi no veía aro pese a que trenzaba bien sus jugadas. El desacierto se cebaba ahora con el conjunto navarro y también con Cotano. El triple de Cases del Rey  acabó con la sequía 7 minutos después. Y parecía que todo el esfuerzo por remontar del Ibaizabal se iba al traste cuando volvía el +10 al marcador (41-31). Pero como la intensidad del GDKO era otra ya no se iría tan fácil del partido. Al término del tercer asalto, 41-37.

El Osés Construcciones se rehizo de ese parcial de 5-17. El choque estaba abierto pero seguían mandando las navarras porque al GDKO le faltaban puntos de otras piezas como Koskimikies y Cotano. Las segundas y terceras ayudas del Ardoi también frenaron la anotación bizkaina y las diferencias regresaron por encima de la decena, 53-41 (min.37). Ibaizabal ya no estaba para un nuevo esfuerzo y el triunfo se lo quedó el equipo navarro.