AROS LEON 65 GDKO IBAIZABAL 58

Pelear por el partido hasta el final, como seña de identidad de nuestro equipo. Esa fue la realidad en el palacio de los deportes en la tarde del sábado.

Era una plaza muy difícil, ademas de por jugar ante uno de los equipos mas en forma de la competición, se añadía las semanas tan duras que esta pasando el equipo. Las lesiones de Barneda y Ogunnorin, mas la inoportuna gripe de Agirregoikoa, complicaba mucho la salida a Leon.

Con todo el equipo peleo y de lo lindo, es verdad que jugadoras importantes no estaban en su mejor versión, y esto se notaba en momento importantes del partido, que que hizo declinarse la balanza del lado leones al descanso.

Aros apretaba y conseguía diferencias amplias. Todo hacia pensar en un final placido.

Reacción, sobre todo después de cosechar una lesión mas, la suerte no esta de nuestro lado este año y Arroyo tiene que abandonar el campo con una lesión importante en su mano. El equipo, herido, le endosa un 5/15 al equipo local que provoca los nervios lógicos al ver como Ibaizabal pelea por la victoria. No hubo tiempo para mas y Aros se llevo un duro partido merecidamente.